Follow by Email

domingo, 25 de mayo de 2014

La comunicación interna en la revolución 2.0

Hay una dato que cargo al hombro. Es tan revelador sobre la importancia de la comunicación que me resulta imposible olvidarlo: el 80% de los problemas de gestión de las empresas tienen su origen en problemas de comunicación. 

El dato en si mismo evidencia la importancia que tiene la Comunicación Interna para empresas, organizaciones e instituciones gubernamentales. Lamentablemente se han privilegiado las acciones de comunicación externa sobre la interna, minimizando el impacto que esta última tiene en la productividad, motivación y gestión del conocimiento de las organizaciones.  

Hoy día no solo se subestima su importancia, sino que se mantienen esquemas de comunicación interna totalmente superados por la revolución provocada por la Comunicación 2.0 .

Muchas empresas siguen "casadas" con el mural, el memorándum, circulares o afiches. Este tipo de comunicación es propia de la Comunicación 1.0 y es por eso que probablemente ahora da menos resultados que antes.  

Pero ¿ cómo debo entender las Comunicación 2.0? 

Alejandro Formanchuk, experto argentino en Comunicación Interna realiza una interesante comparación entre los postulados de la antigua forma de hacer comunicación interna con la que debe implementarse en las empresas hoy. 

Veamos algunas de esas diferencias: 

1. Información vrs Comunicación
La Comunicación 1.0 es unilateral. La 2.0 es multilateral. No podemos hablar de comunicación si lo que desarrollamos son monólogos y no diálogos. Las herramientas de comunicación tradicionales facilitan la comunicación desde la jerarquía hacia abajo. Es una forma de comunicación descendente, que tiene escasas o nulas posibilidades de retroalimentación. 

2. Datos vrs Significados
Las formas tradicionales suministran información dura, datos que pueden ser interesantes pero que sin una adecuada interpretación no pasan de ser una simple curiosidad. La comunicación debe dar una respuesta, una idea, una ilusión, una respuesta, un sueño, una oportunidad, una meta, un logro, en fin,  un significado.

3. Arrear vacas vrs Atraer gatos 
La comunicación tradicional solo buscaba "conducir", "orientar", "determinar" el comportamiento de los colaboradores. La presente busca involucrar al colaborador y hacerlo creador de contenido, constructor de conocimiento y un medio más para su difusión. 

4. Bla, bla, bla vrs escuchar mucho.
En los esquemas 1.0 se privilegia largos discursos que nadie escucha y menos lee. En la 2.0 debemos escuchar lo que tienen que decir los colaboradores y aprovechar su experiencia, su conocimiento y hasta su inconformidad, para crear un clima laboral sano, para incrementar la productividad y para innovar. 

"A veces he escuchado decir: ¿para qué tener una reunión sino hay ningún problema que resolver? Una estrategia sana de comunicación no debe solo resolver problemas, sino plantear escenarios de oportunidades, o mejor aún, aceitar la maquinaria, para que este flujo de información sea el lubricante que permita que cada área sea más efectiva en su rol", dice Jorge Carlos Muciño, en un artículo denominado Comunicación Interna para Pymes. 

Subestimar la importancia de contar con una estrategia de comunicación interna bajo principios 2.0 puede pasar una cara factura a las organizaciones o empresas. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Me interesa lo que pensas, agradezco tus comentarios.